Debemos entender la neuralgia cérvico-braquial como un proceso global que puede ser provocado de forma súbita por una estructura neural en compromiso o por la suma de pequeños “atrapamientos” del nervio a lo largo del trayecto que sigue desde su salida a nivel cervical (PLEXO BRAQUIAL) hasta la mano (double crush syndrome). Debido a esto, podemos asemejarlo a una ciática del miembro inferior debido a que el dolor sigue el trayecto del nervio que esté afectado.

Muchos son los motivos que pueden ocasionar una afectación de la raíz nerviosa: la irritación de la raíz a la altura de la salida o en algún punto de su recorrido (por motivo compresivo o inflamatorio), por artrosis uncovertebral o deshidratación de los discos intervertebrales, por una hernia discal, por un traumatismo (whiplash), etc.

Los signos clínicos que nos ayudan a definir la neuralgia cervicobraquial son:

  • Dolor que corresponde al territorio de la raíz afectada y que puede aumentar con los movimientos del raquis cervical (dolor de tipo eléctrico)
  • Alteraciones de la sensibilidad
  • Alteraciones de la fuerza
  • Pérdida o alteración de los reflejos

El diagnóstico es primordial para la detección y tratamiento del problema debido a que poder determinar el origen de la NCB hará que su resolución sea más correcta. En el centro medico Premium Madrid valoramos de forma global al paciente utilizando todas las herramientas diagnósticas y rehabilitadoras adecuadas para su recuperación. Para ello realizaremos una entrevista adecuada que nos dará mucha información y nos ayudará en el diagnóstico, test fisioterápicos y ortopédicos que nos ayudarán a descartar y a definir a qué nivel se encuentra el problema y un conocimiento práctico- técnico que ayudará a solucionar la afectación. Por ejemplo, si tenemos un dolor que corresponde al territorio del nervio mediano, revisaremos la movilidad de las vértebras cervicales correspondientes, charnela cérvico-torácica, movilidad de las vértebras dorsales altas, músculos escalenos, 1ª costilla, pectoral menor, músculos braquial, bíceps braquial y pronador redondo (canal bicipital interno), musculatura epicondílea, canal carpiano, huesos del carpo y musculatura intrínseca de la mano.

A través de la osteopatía, la liberación miofascial, la movilización neuromeningea, etc, podremos abordar la neuralgia cérvico-braquial con el concepto de globalidad necesario para solucionar el problema de raíz.

Así mismo, es importante también la implicación del paciente en su proceso rehabilitador ya que el trabajo que haga en casa, la higiene postural y la concienciación del movimiento hará que el tratamiento sea más efectivo y prevendrá la aparición de problemas posteriores.

Este sitio web usa cookies. Más información. ACEPTAR
Shares
Leer más
Fisioterapia en calambres musculares

Cerrar