La incidencia de este dolor de cabeza es de entre el 30 y el 80% de la población, siendo en su mayoría mujeres, y en una media de 40 años de edad.

Una vez conocidos ya los orígenes de los distintos dolores de cabeza, en nuestro anterior blog, es necesario pensar en que factores podemos intervenir  desde la fisioterapia  y ejercicios terapéuticos para que no se convierta en crónica o prevenir así la toma de medicación en exceso cuando ya lleva mucho tiempo con nosotros.

·         Estática craneocervical, y cervicodorsal  incorrecta: hablamos de la capacidad de dicha zona de la columna vertebral, de adaptarse a una lordosis cervical fisiológica, sin ninguna rotación ni anterior ni posterior de cráneo.  Para ello nuestros músculos de la cara anterior cervical tendrán que estar en equilibrio con la cara posterior, al igual que  músculos profundos como largo y recto anterior del cuello, y multifidos  deberá estar fuertes para asegurar la estabilidad.

La  actitud postural  más común (un 66% de la población en edad laboral)  es la  cabeza  adelantada. Lo que empieza a  crear extensión en la articulación atlanto-occipital,  flexión de la columna cervical baja,  y rectificación cervical.  A nivel muscular produce un acortamiento de musculatura posterior suboccipital, semiespinoso, esplenio, trapecio superior y una debilidad de musculatura anterior y la masticatoria, acortamiento de escalenos y protracción de la cintura escapular, creando una cifosis dorsal.  A nivel óseo creara compresión de las facetas articulares posteriores, (C1, C2, C3) y la superficie posterior del cuerpo vertebral.

·         Gestos  cotidianos erróneos, o potencialmente lesivos: Las aferencias a nivel propioceptivo   y rango de movimiento están más afectadas en pacientes con dolor de cabeza cervicogénico, que en cefaleas tensionales o migrañas, pero en ellos, sin embargo, sí que existe una conducta para evitar el dolor, que aumenta la actividad de la musculatura antagonista afectando al control motor cervical en ausencia de traumas o lesiones en cervicales altas.  En ellos será el dolor lo que lleva a un mal patrón de movimiento, que puede llegar a crear bandas tensas y los puntos gatillo  musculares.

 

·         Traumatismo en las estructuras a lo largo de toda la columna vertebral,  como un latigazo cervical, que puedan repercutir sobre la biomecánica de dichos niveles superiores o a la tensión de las membranas fasciales, transmitida por tanto a una hipomovilidad de los huesos del cráneo y al origen que explicamos sobre la hipoxia en los tejidos que recorren las suturas craneales y fosas.

 

·         Hipersensibilización periférica, central o estrés.

Hay casos en las que tras una valoración de su fisioterapeuta quedará muy claro el factor principal y otros en los que conviene combinar  distintas técnicas comprobándose a nivel de ensayos clínicos aleatorizados, mayor eficiencia a medio plazo de la combinación de educación para el dolor, terapia manual, y programa de ejercicio terapéutico.

Los ejercicios que han demostrado más validez son:

1.       Ejercicios de baja carga de resistencia para flexores profundos del cuello aislados o combinados con movilizaciones activas de la columna cervical o miembros superiores.  Cuya duración será de 30 min, realizados dos veces por semana, y supervisados por el fisioterapeuta durante un mes. Y otros ejercicios activos, que  el paciente aprenderá pero no necesita ser supervisado, los realizará en su domicilio  más o menos durante 45 minutos:

2.       Estiramientos

3.       Potenciación de musculatura cervical con isométricos.

4.       Ejercicios de respiración torácica baja o diafragmática  también llamada respiración abdominal

5.       Ejercicio aeróbico, siendo  más estudiada la bicicleta.

6.       Reeducación Postural Global® (RPG®)

7.       Yoga

8.       Enseñara a evitar parafunciones de la musculatura facial, y cráneo cervical.

En el equipo de rehabilitación de Premium Madrid, incluiremos todas estas recomendaciones desde  tus primeras sesiones de tratamiento cumpliendo con nuestro objetivo de tratamiento global del paciente.

 

Fuente de imágenes y video:

– MUCI-MENDOZA, Rafael. Tratamiento de la cefalea crónica: Énfasis en la cefalea cervicogénica y el empleo de la toxina botulínica. Gac Méd Caracas. [online]. 2009, vol.117, n.1 [citado  2013-11-28], pp. 3-6

– Video: F.A. Davis Company

Referencias:

Gil-Martínez A, Kindelan-Calvo P,Agudo-Carmona D, Muñoz-Plata R,López-de-Uralde-Villanueva I, La Touche R. Ejercicio terapéutico como tratamiento de las migrañas y cefaleas tensionales: revisión sistemática de ensayos clínicos aleatorizados. Rev Neurol 2013; 57: 433-43.

-Fernández-de-las-Peñas, C., Arendt-Nielsen, L., & Gerwin, R. D. (2010). Tension-type and cervicogenic headache: pathophysiology, diagnosis, and management. Jones & Bartlett Publishers, Incorporated.

 

-Pilat A . Inducción miofascial. Madrid: McGraw-Hill; 2003.

mm

Tania Sánchez

  • Responsable de fisioterapia en uroginecología y drenaje linfático
  • Fisioterapeuta diplomada por universidad Alcalá de Henares
  • Especialista en Pilates suelo
  • Especialista en dlm y fisioterapia en el cáncer de mama.
  • Máster en pelviperineología ( suelo pélvico femenino y masculino) por la universidad de Castilla la Mancha.
  • Especialista en fisioterapia para incontinencia urinaria masculina y disfunciones sexuales
  • Especialista en inducción miofascial nivel 3.
  • Especialista en kinesiotape.
  • Especialista en fisioterapia mandibular.
  • Especialista en punción seca y tratamiento conservador e invasivo de puntos gatillo miofasciales.
  • Especialista en control motor lumbopélvico y cervical.
  • Amplia experiencia en tratamientos con terapia manual, patologías de suelo pélvico, embarazadas y pacientes con dolores crónicos

Este sitio web usa cookies. Más información. ACEPTAR
Shares
Leer más
Test científico para la evaluación de la discapacidad por dolor lumbar: ROLAND-MORRIS (RMQ)

Cerrar